29 jul. 2013

Razón más allá.




Ojos escarlata,
apuñalando el corazón
sin quebrar su razón,
escarlata como la sangre
del pecado que arde.

Ojos entristecidos,
no hay mayor pena
que sentirlo sin consuelo,
tras las rejas,
el anhelo.

Frío escarlata
abrasando las venas
sin acatar la espera,
escarlata como la sangre
del recuerdo que arde.

Frío incesante,
bajo la dura piel
arrancada a besos,
con la pasión de ayer,
en su cuello.

Ojos escarlata,
escarlata como la sangre
del corazón que arde.

Escarlata como su pelo,
donde mi mano se pierde,
donde encuentro mi calor.



*Imagen tomada de FFYuna-chan

20 jul. 2013

Sin despertar.

Que te pierdes en mis palabras, que no sabes donde ir, me dices. Para cuando ya he posado mil caricias en ti, y mis labios son más tuyos que míos.

Pero sin despertar del sueño, que es pesadilla, torna en amargas raíces el abrazo.

Tenme por y para ti, tenme tú, que hace tiempo deseo no tenerme yo.

12 jul. 2013

Gato negro.

Hay un gato negro
en una esquina.
Él vigila,
allá donde voy.

Esperándome,
esperando por mi.

Mi maldición,
es amar el riesgo
de tus caderas.

Hay un gato negro,
en una estrofa.
Y si estorba,
en verso araña.


4 jul. 2013

Deshaciéndose en deseos.


Exclama en su osadía
que la ira era parte del castigo.
Deshaciéndose en deseos
de desdibujar el firmamento.

Destiñe sus promesas,
a riesgo de ocultarlas.

Hace tiempo que resulta
sin estupor la realidad.
Deshaciéndose en palabras
que de derrumbar el firmamento...

Desnudarían el caminar.

___


"If there's no one beside you,
when your soul embarks,
then I'll folow you into the dark".*





Fragmento de la canción I will foloe you into the dark", del grupo 'Death cab for cutie'.


3 jul. 2013

Tu escribir.

Tú escribes, en mi piel, con tus miradas.

Tú escribes, con tu voz, sobre el océano.

Yo sé que no hay remedio para los tachones que me dictas;
tú escribes, palabras que estriban en puro humo.

Tú escribes, como dibujas dentro de ti.

Te liberas cuando las olas sobrevuelan el sol, batiendo las alas;
y tú escribes, como hiciera el mar en su azul plateado.

Tú escribes, y me arrancas las palabras.

Tú escribes, y se cae el cielo contigo.


1 jul. 2013

Allá donde no hay luces sin alma.

Yo ya sé que escondías tras tanta mirada hacia ningún lugar, más de un secreto. No hay sorpresa en ello, sin embargo, he encontrado en el reflejo de tus labios lo que no hay forma de escribir sin hacer temblar los pilares de todo cuanto nos rodea.

Detente antes de salirnos del camino, o dejaremos de entender que a veces los pasos tienden a torcerse, como el tacón herido de tu más explotado conjunto.

¿Sabes qué? A veces las coincidencias son lo único importante. Las casualidades, esas que vuelan por encima de los sueños que guardamos tú y yo cada noche, en un cajón, junto a la linterna con la que leímos bajo las sábanas una vez una historia de pérdidas y vidas.

No cruces sin echar una última mirada, de reojo, lo justo para que pueda verla, y tener la suerte de que las calles en su oscuridad no sean más que una escalera hacia tu boca.